Cómo serte fiel a ti mismo...

Este mensaje te lo dejo para que hagas una introspección y empieces a tomar decisiones de ti para ti... ¿Empezamos?



¡Hola! soy yo de nuevo, Paola. Ha pasado un tiempo desde que no escribo un blog y créeme que es algo que extrañaba hacer. Han pasado muchas cosas desde la última entrada, la cual fue sobre la muerte de mi madre, en abril. Todo lo que ella me dejó fue reflejado en esas palabras que compartí contigo en ese momento.


Recuerdo el día que me despedí de mi mamá lo único que le prometí fueron 2 cosas:

  1. Que ¡SIEMPRE! iba a luchar por hacerla sentir orgullosa de mi

  2. Que siempre me iba a ser fiel a mi misma y me amaría a mi misma antes que a nada y nadie (tal como ella me amaba, me ama y me amará siempre)


Te cuento esto porque este blog es justamente sobre esa segunda promesa que le hice a mi mamá y quiero contarte cómo en estos meses he vibrado para lograr este objetivo. Cómo voy hasta ahora y sobre todo motivarte a que tú también SIEMPRE TE SEAS FIEL A TI MISMO Y SIEMPRE TE PONGAS PRIMERO que nada y que nadie más. Así que aquí vamos… ¿Listo?


Cuando murió mi mamá muchas cosas fueron grises y borrosas, pero, había algo que estaba muy claro: su muerte no pasaría desapercibida, cambios importantes debían surgir en mi vida después de eso. Pensaba en mi futuro y quería hacer algo que me permitiera decir “cuando murió mi mami, mi vida cambió y esto fue lo que pasó...”, así que sin más, me propuse moverme y revisar qué sueños tenía por cumplir y qué cosas quería hacer para que este cambio realmente se diera.


Y ojo, a veces uno espera que los cambios sean cosas “que pasen” y "que lleguen”, pero otras veces y es como yo busco actuar es: “UNO EL QUE DEBE BUSCAR ESTOS CAMBIOS”.


Ahora te preguntarás, ¿Paola, por qué te gustan tanto los cambios? o, ¿qué tienes en contra de la zona de confort y estar en tu casa tranquila? Te soy sincera, mi interpretación es que: CAMBIOS = CRECIMIENTO… y soy fan del crecimiento ¿tu no?


No puedo veo cómo voy a crecer y voy a lograr madurar si sigo en el mismo lugar todo el tiempo. Cómo puedo esperar resultados diferentes haciendo siempre lo mismo. Para crecer hay que salir al mundo y ver qué más hay allá afuera y créeme: ¡hay un mundo allí esperando ser descubierto por ti!


Así que, regresando a la promesa que le hice a mi madre, decidí emprender un viaje, un viaje más, pero, en mi interior, yo sabía que sería un viaje diferente, algo que representaría un antes y un después en mi vida. Así que organicé mi tiempo, hice mis planes, compré los boletos y me fui… Viajé a Estados Unidos un tiempo y luego a Europa otro tiempo y en esos meses me amé a mí misma y di gracias a la vida por tenerme y prometí cuidarme siempre. Ahora no tendría a mi mamá para cuidarme y aconsejarme, pero la tenía a ella conmigo porque yo nací de ella, así que ¿qué mejor honor hacia ella que cuidar de mi y amarme como lo hacía ella?


Desde el hecho de alejarme de mis seres amados, hasta encontrar nuevos seres a quien amar, ese viaje me demostró que debía avanzar, que debía moverme y luchar por un nuevo sueño, por una nueva motivación. Si uno no tiene sueños o nuevas metas, uno se ha convertido en un zombie que no tiene razón para levantarse cada mañana.


Así que la fidelidad más grande conmigo misma se materializa en intentar algo nuevo, en salir y buscar esta nueva meta en la que estoy trabajando ahorita, sin descuidar mi trabajo y tampoco Crezcamos Latinoamérica porque es mi forma en que doy algo sin esperar nada a cambio y es lo mejor que puedo hacer, es mi pasión y es algo que me hace muy feliz.


En tan solo unos meses, estoy viviendo en otro país, buscando una beca para estudiar algo que me apasiona y trabajando para posicionarme en un mercado mucho más competitivo. Todo esto lo veo como un reto que me encanta, que me llena de energía y me alegra experimentar.


Ahora, dejando de hablar de mi y pasando a hablar de ti, quiero preguntarte: ¿sientes que te eres fiel a ti mismo?, ¿sientes que estás haciendo lo que sueñas y buscando tu felicidad antes que cualquier otra cosa?


El tiempo que tenemos en este mundo es corto, cada día cuenta y si no estás luchando por lo que quieres y sobre todo disfrutando el proceso, entonces evalúa tus decisiones y tus acciones y ¡HAZ CAMBIOS! sí, haz cambios.


Una amiga me dijo una vez que ella no cree en el destino, sino que es UNO MISMO el que se va construyendo ese destino a través de sus decisiones y de sus acciones. Y es uno el que debe escuchar su corazón y saber si está o no en el lugar correcto.


Si tu corazón te dice que no estás en el lugar correcto: ¡MUÉVETE!, aunque sea duro al inicio, desordenado en el proceso, te prometo que será hermoso hacia el final.


¿Es normal tener miedo? sí, claro. ¡Vaya si no da miedo! todo lo nuevo, lo diferente, lo que no es constante, claro que el temor es parte del proceso, el fracaso también lo es. Pero al final de cuentas, lo que tenemos es nuestra vida, es lo único que es nuestro, todo lo demás es prestado. Así que mientras cuides de tu cuerpo y de tu alma y te ames, estarás bien.


¿Fracasaré en este nuevo viaje? posiblemente. El fracaso es parte de la ecuación, pero eso no me detiene porque sé que algo APRENDERÉ DE ESE FRACASO y CRECERÉ para ser una mejor versión de mi.


Así que si te da miedo, está bien, avanza con el temor, pero ¡AVANZA! siempre te motivaré a hacerlo, porque es mi misión y siempre trataré de hacerlo a través de mi ejemplo.


Así que en este proceso estoy y seguiré trabajando para mostrarte un poquito cómo es el camino porque, de corazón, espero que tú también te animes a construir tu propio destino.


Con amor,

Paola



249 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo